Luis Millán: Mantener cerrado el Teleférico de Mérida es un duro golpe para la economía turística

 




 

*** A pesar de las flexibilizaciones dadas por el Gobierno nacional, los encargados de administrar este icono del estado lo mantienen fuera de servicio sin dar respuesta a propios y visitantes

 

Prensa UNT Mérida

 

Desde hace más de un año las puertas del principal atractivo turístico del estado Mérida, el Sistema Teleférico Mukumbarí, permanece cerrado sin que las autoridades encargadas de su administración den una explicación a propios y visitantes. Llegó la temporada turística y no hay esperanza para los prestadores de servicios que hacen vida en los alrededores de este importante parque.  

 

Así lo denunció Luis Millán, secretario de Organización del partido Un Nuevo Tiempo (UNT) Mérida, quien se preguntó ¿por qué si existiendo flexibilización turística el sistema Teleférico permanece con sus puertas cerradas?.

 

Millán conminó al representante de Nicolás Maduro en el estado, Jehyson Guzmán, a darle la cara a los merideños y explicar el porqué de esta decisión que tanto daño hace al turismo.

 

Millán exige que se rindan cuentas de los recursos destinados para el mantenimiento del Sistema Teleférico, los cuales hasta ahora no han sido invertidos en el mismo.

 

“Que hablen claro y den la cara a los merideños, pero especialmente a los artesanos que hoy no tienen como llevar el sustento a sus casas, porque la falta de turistas así se los impide. Como merideños exigimos que digan la verdad, que digan por qué el Teleférico de Mérida está cerrado, porque no es solo el tema de la pandemia”, dijo.

 

 

Para el secretario de Organización de UNT, mantener el cierre del Sistema Teleférico solo evidencia el gran desinterés del Gobierno nacional por fortalecer la actividad turística en Mérida; ante ello, exhortó al responsable directo de esta institución, para que dé la cara y diga porque no están prestando el servicio durante la temporada que recién comienza.

 

Luis Millán, conocedor de la materia turística en el estado, argumentó que tener fuera de servicio el principal atractivo turístico de esta región, y quizás uno de los más importantes del país, le cuesta a Mérida en ingresos para la economía aproximadamente 5 dólares diarios.  

 

Muchos son los afectados con el cierre del Teleférico Mukumbarí, dijo Millán, hoteleros, posaderos, dueños de restaurantes, todo el comercio que existe en los alrededores de la plaza Las Heroínas hoy ven mermados sus ingresos debido a esta situación.

 

Como dirigente de Un Nuevo Tiempo, Luis Millán se solidarizó con los comerciantes, promotores turísticos, operadores, guías, nuevos emprendedores y con todas las personas vinculadas a la economía y actividad turística que hoy ven prácticamente sus negocios en quiebra, pues dependen en gran medida de los visitantes que llegan a Mérida para disfrutar de este sistema, con el que se pueden desplazar para conocer las bellezas que ofrece la imponente Sierra Nevada.