Jehyson Guzmán entró a la Gobernación de Mérida de la mano del pueblo

 El deber de los revolucionarios está en las comunidades







***_Un trabajador más, un merideño de cualquier comunidad, donde vive la gente humilde; de allí es el Gobernador que hoy asume con toda responsabilidad, las riendas de un estado que estuvo en desgobierno por cuatro años_***

Un día de alegría, de mucho sentimiento por el rescate de la Gobernación, fue este lunes cuando, de la mano del pueblo que le dio su confianza y con el que va a gobernar, entró Jehyson Guzmán al Palacio de Gobierno, para desde allí, junto a las y los merideños, hacer de Mérida un estado potencia, su gran compromiso.

Lleno de emoción porque el pueblo ha vuelto a estos espacios, está de nuevo en su casa, un lugar donde se produjeron a lo largo de la historia grandes acontecimientos, el Gobernador de la entidad pidió a quienes lo acompañaron este día, en este sencillo pero significativo acto, dedicárselo al líder indiscutible de la Revolución Bolivariana, el gigante Hugo Chávez, quien un día como hoy, el seis de diciembre de 1998, este mismo pueblo lo hizo Presidente de Venezuela.

“Hoy comienza una nueva historia, hoy seis de diciembre, un día del rescate de nuestra dignidad, de la recuperación. Hay mucho por hacer, hay mucho que trabajar. Hay a quienes les gusta salir a celebrar, yo les pido que la mejor celebración que hagamos sea trabajando sin descanso por nuestro pueblo, con este palacio que es solamente un símbolo, porque nuestro deber no está aquí en estas cuatro paredes, está en las calles, en nuestras aldeas de cada municipio”.

Un trabajador más

El Gobernador Jehyson Guzmán le hizo saber al personal de la Gobernación del estado Bolivariano de Mérida, que cuentan con él porque no es un patrono sino un trabajador más. “Mis respetos, mis saludos cordiales, mi invitación es a trabajar juntos con ustedes. Sepan que yo no soy oligarca, no soy rico de cuna, yo soy hijo de un obrero, orgullosamente obrero, me siento de la clase obrera, de la clase trabajadora y como trabajadores tenemos que luchar por nuestras reivindicaciones. Cuenten conmigo, con su Gobernador”.

Pidió a las merideñas y los merideños que lo acompañen en el ejercicio de la contraloría social, el ejercicio ético de la función pública. “Que nadie se olvide que el pueblo es el único que pone y es el mismo que quita. Con Dios por delante; sí, la voluntad de Dios tiene un peso específico, pero aquí, en la Tierra, que nadie se olvide que ese hombre, que esa mujer humilde que viene esperanzado en encontrar una voz de respuesta en la Gobernación del estado, no puede encontrar una acción de indiferencia”.

Al pueblo se le atiende

El primer mandatario estadal dejó claro en su primer día en el Palacio de Gobierno que el pueblo tiene las puertas abiertas y nunca más dejado a un lado. “Hace unos días, solo unos días, en la puerta de la Gobernación había un aviso que decía: no hay atención al público. Más nunca puede ocurrir una situación de esa, porque el público, como algunos lo llaman, no es otro que nuestra gente, nuestros vecinos, nuestras vecinas, los merideños, las merideñas".

Dijo Jehyson Guzmán que en las instituciones públicas todas  y todos tienen el deber de trabajar por la gente, por el pueblo y así lo harán en el Gobierno Bolivariano de Mérida. “Así que, bienvenidos, hoy comienza una nueva historia, en la patria de Mérida, donde el pueblo también se hace gobierno”. Prensa Jehyson Guzmán.