viernes, 31 de marzo de 2017

Caso de difteria en IAHULA está en aislamiento

Es falso que exista un brote en el hospital
 
 
Prensa IAHULA

Cumpliendo con los protocolos de seguridad en materia epidemiológica establecidos por la Organización Mundial de la Salud (OMS) las autoridades del Instituto Autónomo Hospital Universitario de los Andes (IAHULA) han tomado las medidas correspondientes para atender un caso sospechoso de difteria presentado por un paciente el cual fue remitido desde el Hospital del Vigía.
 
Al respecto el director del IAHULA, José Ángel Ferrer negó que exista un brote de esta enfermedad en la institución e instó a la colectividad en general a no alarmarse, puesto que se trata de un caso sospechoso, e informó que el paciente ya fue aislado y recibe el tratamiento necesario.
 
También indicó que ante la situación se tomaron las medidas de seguridad pertinentes para el personal a cargo de atender el paciente. 
Por su parte José Manuel Barboza, médico inmunólogo adjunto al departamento de inmunología de este centro de salud  precisó que al paciente ya se le tomó la muestra correspondiente “las muestras son para realizar un cultivo celular y un PCR, lo cual permitirá confirmar o no la presencia de la infección, también se tomó una muestra de serología y se envió al Instituto Nacional de Higiene” detalló
El principal modo de transmisión de la Difteria es por vía aérea, a través de gotitas de saliva, por contacto con un paciente o portador y, en el caso de la difteria cutánea, por contacto con artículos contaminados con las secreciones de las personas infectadas.
Los síntomas son fiebre, amigdalitis aguda y la formación de una pseudomembrana en la garganta que obstruye las vías respiratorias.
 
El epidemiólogo reiteró el llamado a la calma de la población y dijo que el uso del tapa boca es necesario para quienes mantienen contacto directo con el paciente. También puntualizó que para evitar contagiarse de la enfermedad es importante tener vigente el esquema de inmunización pertinente, refiriéndose a la vacuna de Toxoide diftérico
“La inmunización disminuye la probabilidad de que un individuo sea portador, si el esquema esta actualizado estamos protegidos de la enfermedad” explicó el experto  por lo cual citó que el plan de vacunación inicia a los 2, 4 y 6 meses de vida con dos refuerzos a los 18 meses y a los 5 años; además se deben recibir los refuerzos cada 10 años con la inmunización de la doble bacteriana.
Share: