martes, 21 de noviembre de 2017

En 4 municipios de la panamericana Epidemiología ha atendido 46 casos sospechosos de difteria


 
 
 
 

 

La coordinadora de Epidemiología Regional de Corposalud, Dra. Lupe Segovia, informó que desde el mes de agosto de 2016 comenzó el diagnóstico de los casos de difteria en el Estado Bolívar, el cual se convirtió en un estado portador de casos hacia otras entidades federales y el Estado Mérida no escapó a esa realidad.

 

La epidemiólogo explicó que en la entidad hay mucha población flotante que va y viene porque desarrolla trabajos en el Arco Minero y en las Empresas Básicas del Estado, y se tuvo una primera introducción de unos casos en marzo de 2017, procedentes de Santa Bárbara del Zulia, los cuales fueron atendidos en el municipio Alberto Adriani y en el Hospital Universitario de Los Andes (Iahula) que es el hospital de referencia, ya que la enfermedad requiere de hospitalización, ya que la bacteria tiene una toxina que actúa como veneno y hace que la persona se decaiga.

 

Indicó que la transmisibilidad es lenta, ya que es una enfermedad prevenible por vacuna, y si la población tiene sus esquemas correctamente colocados, eso ayuda para que no se de la transmisibilidad, por ello la importancia de que los niños tengan las 3 dosis de pentavalente, los refuerzos antes de los 5 años y los toxoides diftéricos que se colocan en diferentes operativos.

 

Segovia reveló que cuando estaban revisando los antecedentes de todos estos pasos, casos sospechosos y positivos, se descubrió que no tienen antecedentes vacunales, y en algunos casos tienen una sola dosis de pentavalente cuando se da en niños, y eso hace que sea más difícil la posibilidad de protección.

 

Añadió que la afección se está dando en grupos de 10 a más de 40 años, lo que quiere decir que se tiene un grupo que probablemente, aunque tuvo esquemas de vacunación, seguramente pudiera tener una falla en la inmunidad. "Tenemos muy pocos niños, lo que garantiza que hay población infantil vacunada, sin embargo no han escapado en algunos casos, procedentes del área panamericana, en niños de 2 años con una sola dosis, que han tenido el diagnóstico clínico y epidemiológico de la enfermedad".

 

La funcionaria reveló que hasta el momento hay 46 casos sospechosos de difteria en el Estado Mérida, desde la semana epidemiológica Nº 12 que fue en marzo, hasta la semana Nº 47, del 19 de noviembre, que es la semana que acaba de transcurrir.

 

Dijo que el abordaje que se hace es alrededor del caso, inmediatamente la búsqueda de contactos de la familia o donde la persona haya tenido algún tipo de ubicación, una escuela o un lugar de trabajo o estudio. Y además se hace una vacunación alrededor del caso, con la estrategia casa por casa. E incluso hay un tratamiento preventivo a través de una antibiótico terapia con contactos íntimos del paciente. Y se aplica el antibiótico que hasta ahora ha dado el Ministerio.

 

Anunció que a través del Director General de Corposalud, Dr. José María de Oliveira, se trajo al estado Mérida, más producto biológico, para seguir los abordajes en los grupos y áreas más vulnerables en la zona panamericana y específicamente en Obispo Ramos de Lora, Caracciolo Parra y Olmedo, Alberto Adriani y Andrés Bello.
Share: