Familiares denuncian a funcionarios del CICPC El Vigía por maltrato a privados de libertad





Enrique Rivera


Un grupo de familiares de privados de libertad que se encuentran detenidos en las celdas del Cuerpo de Investigación Científica Penales y Criminalística, (Cicpc) Delegación El Vigía, se reunieron al lado de la sede policial, para denunciar a los funcionarios de este organismo por los constantes abuso de  autoridad contra los privado de libertad que se  encuentran bajo su responsabilidad.

Omaira Arrellano, en representación  de los demás familiares de los privados en el Cicpc El Vigía, indicó en este momento quiero denunciar una  situación que está pasando en la sede de la  policía  científica de El Vigía; con los detenidos que se encuentra en  este organismo policial.

Destacó Arrellano, el pasado sábado se presentó un problema, ya que los funcionarios quieren que los detenidos usarán uniforme, para  identificarlo, pero como algunos familiares no tienen como comprarlo; por  lo que decidieron que quienes no tuvieran uniforme no recibían visitas.

Indicó Arrellano, motivado a dicha decisión policial, los privados  se sumaron a no recibir visita, además iniciaron una huelga en lo referente que nadie se iba a poner los uniformes, por lo que le suspendieron las visitas.

Señaló Arrellano, que  en hora de la tarde de  este martes, efectuaron una requisa a las celdas desde el uno al tres, donde le  quitaron todas sus  pertenencias que tenían, por lo que lo dejaron sin agua, sin electricidad, además le botaron sus  ropas, comidas y lo dejaron solamente en boxes, como también algunos fueron golpeados  salvajemente.

Acotó Arrellano, aprovechó la oportunidad  para  hacer un llamado a las autoridades como  la  fiscalía del  ministerio público, a  la fiscalía 13 de derecho fundamentales y al director  regional del cuerpo de investigación científica penales y  criminalística para que investigue  este abuso policial  por los funcionarios destacados en El Vigía. Como también hacemos un  llamado de atención a los tribunales  a  realizar los juicios  porque existe retardo judicial. 

Recalcó Arellano, estos funcionarios indican que son unos  delincuentes, pero  ellos  son seres humanos, ya que por estar  presos están pagando  sus errores. Además lo hacemos responsables si le pasa algo a unos de los detenidos o alguien de nuestras familias o a nosotras misma; ya que en la otra vez que  se  denunció; golpearon a un detenido y a la denunciante la amedrentaron.

Entretanto Daniela Rangel, también opinó  sobre la situación de los  privados del Cicpc El Vigía, informó que estamos aquí todos los  familiares de los detenidos en este organismo  policial, para denunciar el abuso por parte de los funcionarios contra nuestro  familiares.

Además  estamos cansadas que nuestros parientes sean maltratados  por  estos funcionarios policiales.

Afirmó Rangel, que en hora de la tarde del pasado martes, fueron maltratados y le botaron la comida, la  ropa, este abuso de poder lo realizaron porque los  detenidos no quieren ponerse unos  uniformes,  por lo cual los detenidos no quiere usar dicho uniforme, porque la tela es muy térmica y la celda es muy pequeña.

El  grupo de familiares, manifestaron que no le permite que se le entregue  comida, agua, ni  ropa, por lo que  exigimos al comité de derechos humanos y al director regional de este cuerpo policial a realizar una visita sorpresa, para que vean la situación que se encuentra los detenidos, por abuso de los funcionarios y el comisario quien es el jefe de la oficina en el municipio Alberto Adriani, no nos quiere escuchar a nosotros como familiares, sino hemos sido maltratado, humillados, y además con amenazas con detenernos por estar  exigiendo justicia.