lunes, 30 de abril de 2018

Aguas de Mérida correrá la misma suerte de las empresas que este gobierno ha acabado


A juicio de Luis Millán concejal del Libertador 

 

 



 

Prensa Concejo Municipal Libertador

 

 La Intervención de la empresa  Aguas de Mérida decretada por el presidente Nicolás Maduro, sin duda alguna es otra violación a la voluntad popular y la democracia venezolana. Aseguró Luis Millán presidente de la comisión de servicios públicos del Concejo Municipal del Libertador.

 

Aguas de Mérida es una empresa de gran sensibilidad social que presta un servicio público desde hace muchos años manejada desde el gobierno regional y municipal, la cual  lamentablemente no recibió el apoyo del gobierno nacional  sino por el contrario fue desbancada no por el actual gobernador, fue quebrada en 18 años de decidía  que se cristaliza en este momento y padecen los merideños. Aseveró el concejal Millán.

 

Tal y como lo establece la Ley del Poder Publico municipal éste es un servicio que debe ser prestado y administrado desde las municipalidades o regiones, por lo que nuevamente vamos en retroceso y en contra de la constitución.

 

En este sentido, acotó el vicepresidente del cabildo merideño. “Nosotros como merideños y representantes electos por los ciudadanos elevamos nuestra voz de protesta ante la decisión  política tomada de manera irresponsable contra tan importante empresa social, la cual seguramente correrá la misma suerte del resto de las empresas que el gobierno ha llevado a la quiebra como CANTV,  CORPOELEC  y la misma PDVSA”.
Share: