domingo, 10 de septiembre de 2017

Crisis del transporte en Mérida se agudiza desde mañana lunes con el retorno a clases


 
 

 

Omer Molina

 

A propósito del inicio de actividades académicas en la Universidad de Los Andes, mañana lunes 11 de septiembre, el Secretario de Reclamos del Sindicato de Transporte del estado Mérida, Giovanni Nieto, manifestó preocupación ante la falta de respuesta de Fontur con la situación del pasaje estudiantil, así como la carencia actual de unidades que están prestando el servicio.

 

"En estos momentos no hay actividades estudiantiles y se está trabajando prácticamente con un 30 por ciento de la flota de unidades de transporte público (...) tenemos organizaciones como la Línea Los Chorros y Línea Chama que en sus haberes poseen en promedio 150 unidades, pero actualmente están utilizando solo entre 35 y 40 diarias y por supuesto, la situación se va a agravar con el inicio de clases y van a empezar los reclamos ante el insuficiente servicio por un lado", expresó.

 

Agregó Nieto que por otra parte, respecto a las rutas urbanas e interurbanas, algunos transportistas están cobrando el 50 por ciento del pasaje a los estudiantes "como colaboración" aunque el sindicato no los haya autorizado para ello.

 

 "El sindicato no ha avalado este cobro. Nosotros somos respetuosos de que los estudiantes se trasladen gratuitamente, pero la situación del transporte es muy complicada, los estudiantes de las líneas interurbanas pueden trasladarse a partir del lunes 11 de septiembre de forma gratuita, y si bien quieren dar una colaboración, pues bienvenida sea, aunque no es obligatoria, nos ayudará a paliar un poco la situación", aclaró al tiempo de resaltar que en varios municipios del estado (no incluido Libertador) los estudiantes han llegado a acuerdos con los operadores para la cancelación de dicha colaboración.

 

Nieto consideró al cierre, el alto precio en que actualmente se encuentran los repuestos, insumos y autopartes de las unidades, tal es el caso de los cauchos que tienen un costo actual de hasta dos millones de bolívares cada uno o un litro de aceite (regulado a Bs. 5 mil) pero que en la calle oscila entre 35 y 40 mil bolívares, lo que agudiza la crisis de transporte público con la llegada masiva de usuarios que son beneficiados con el pasaje estudiantil a partir de mañana.

 
Share: